Modalidades y funciones del Blockchain

Cuando tenemos claro que la cadena de bloques o el Blockchain viene a ser un gigantesco libro de cuentas en el que los bloques (registros) se enlazan y cifran entre sí para proteger la privacidad y seguridad de las transacciones en el mundo digital, podemos asumirla como una segura y poderosa base de datos, gracias a su cifrado, lo que la hace aplicable a todo tipo de transacciones, no solamente de tipo económico.

Además, debe cumplir con su requerimiento más importante que es tener varios usuarios (también conocidos como nodos) cumpliendo con la función de verificar todas las transacciones realizadas y así validarlas para que el bloque correspondiente al que pertenecen quede debidamente registrado en el gigantesco libro de cuentas antes mencionado.

Ahora bien, es importante aclarar cuáles son los diferentes modelos o propuestas de cadena de bloques:

Blockchain Público:

Viene a ser la más popular en el medio; una cadena de bloques distribuida con gran afluencia de validadores en todo el mundo, la cual es resistente a la manipulación y a la censura. En ella, el consenso se distribuye por defecto y es inexistente un único punto de fallo, porque el proceso en sí, está distribuido en todos los niveles de la cadena.

Modalidades y funciones del Blockchain público

La capacidad de almacenamiento requerida, por cada equipo, es mínima pues cuenta con muchos agentes que comparten la misma información. Analógicamente hablando, sería un modelo semejante al de la Internet, donde un solo agente no tiene control sobre todo lo que se produce, pues cada usuario, sea una persona o empresa, que participa en la Red, tiene poder sobre sí mismo y sus propias páginas web.

Te puede interesar: Cría e intercambia CryptoKitties, gatitos digitales de Ethereum

Blockchain Privado:

Es un tipo de cadena de bloques con un único validador, que tendría la libertad de censurarla o manipularla según su voluntad.

Carecería entonces de consenso distribuido, abriendo la posibilidad de que un único punto de la cadena comprometiera todo el sistema junto con la información que contiene. Además, sería el dueño quien decidiría exponer su existencia, gestionar y almacenar sus datos o abrirlo al uso de terceros. Estaríamos en presencia de algo equivalente a una intranet o una red corporativa.

Modalidades y funciones del Blockchain privado

Blockchain Híbrido:

Esta modalidad combina lo mejor del blockchain privado y el público. En ella encontraríamos varios validadores de la información, sin llegar a los números del modelo público, los cuales son susceptibles de ser elegidos o restringidos por una persona o varias personas.

El consenso distribuido y la resistencia a la censura sería relativa y dependería bastante del grado de parecido que guarde su expansión con sus parientes privados o públicos. Su mayor cualidad positiva es que no existiría un único punto de error y que tendría que ser pública por defecto, al menos para los participantes de la misma.

Modalidades y funciones del Blockchain híbrido
Modalidades y funciones del Blockchain híbrido

Te puede interesar: Criptomonedas solo tienen 10% de transacciones en actividades ilegales

Artículo anteriorArtículo siguiente